¿Cómo creáis vosotros la trama de vuestras series?

5 posts / 0 nuevos
Último post
Imagen de Underdragon
#1
Aquí va otra tanda de preguntas: Como la pregunta de los héroes, estas están dirigidas a los comics, pero también pueden valer para series o películas.
Estas preguntas están dirigidas a los guionistas:
¿Cómo creáis vosotros la trama de vuestras series? ¿Qué es lo que os inspira para ello? ¿Comenzáis con una pequeña idea o un teme central y a partir de allí vais avanzando o es algo más visceral?
Espero vuestras respuestas.
 
Imagen de Cichy
Es difícil decirlo, porque es un proceso muy largo y no está gobernado por un algoritmo sino por algunos criterios generales, y no completamente explícitos. A veces uno está trabajando en algún aspecto específico del guión, se le ocurre algo interesante y eso cambia el resto de la narración y tiene que decidir si lo deja y como acomoda el resto (a veces una idea así genera una reacción en cadena de cambios y ocurrencias). 
Uno puede estar inventando una historia meramente entretenida y encontrar en el proceso que puede tener una lectura entre líneas interesante (pongámosle, una cierta lectura política; es difícil no encontrar alguna interepretación rebuscada hasta para la obra más inocente) y uno tendrá que decidir si le interesa enfatizar esa lectura o evitarla.

Creo que la mayor parte del trabajo es resolver problemas así que una de las cuestiones es hacerte las preguntas correctas, como cuál es el punto al que querés llegar con la historia, cuáles son las condiciones o los elementos que necesitas, qué lagunas tenés en un momento dado, etc. Lo que más me interesa a mí es que haya una coherencia temática, pero la mayoría de las narraciones se centran en los personajes, entonces, un manual de guión va a sugerir plantearte ciertas preguntas como qué quiere el personaje, qué necesita, qué se lo impide, etc, que vas a tener que responderte para estar seguro de tener una historia sólida.

Ahora voy a escribir algunas cosas que se me ocurren, sin mucha sistematicidad.

¿Cuándo uno sabe que tiene una historia entre manos? Esto me resulta importante pero no tengo una respuesta formada. A lo que me refiero es: uno puede inventar unos personajes en un mundo e inventar "cosas que les pasen" pero no sé si eso es suficiente para justificar escribir un guión. Podría ser un rejunte de trivialidades. ¿Cuál es la idea que le dará valor a la historia? Supongo que la respuesta es particular de cada historia, si no no tendría sentido preguntárselo. Ahí está la creatividad y los intereses de cada uno. Pero considero importante hacer esta distinción (o al menos la intento hacer yo mismo): entre una idea interesante sobre la que puedo edificar una historia, e ideas que podrían pasar en una historia pero que no la justifican. Normalmente acumulo de las últiimas y las tengo colgadas.

Una de las cosas más obvias del mundo es que para empezar una historia tenés que saber el final. Aunque no creo que haya que tomárselo 100 % literalmente. Empezar a pensarla por el final, o por el medio o el principio no importa tanto, mientras la historia funcione. A lo que se refiere la idea, fundamentalmente, es que la historia tenga coherencia; para eso, cuando estás escribiendo las primeras partes tenés que tener en mente el punto de llegada para no escribir algo inconsistente, o para no irte por las ramas. Pero en la práctica yo voy escribiendo la parte que se me ocurre, y voy acomodando cosas en toda la narración al mismo tiempo (con frecuencia escribo el desenlace antes del "desarrollo").

La estructura en tres actos: no existe, es un mito moderno, o posmoderno, qué se yo. Si buscan en internet a un crítico llamado Film Crit Hulk, van a encontrar una argumentación contra ésta, en el que analiza la película Iron Man dividiéndola en cinco actos (está en inglés pero es superinteresante).
Últimamente no me interesa ningún tipo de caracterización "estructural" de las historias, ni ningún ideal de simetría compositiva, aunque siempre termina habiendo algo de eso. En algún momento me sentía atraído por la estructura de la forma sonata (de un movimiento sinfónico clásico) como una estructura narrativa arquetípica. 
Lo que me interesa ahora es que la historia fluya unidireccionalmente, del punto A al B, del B al C, etc, etc. Pero eso sería una "capa" de la composición (quiero dar la idea de una progresión que parezca improvisada, orgánica, pero obviamente en el fondo todo está calculado y hay casualidades convenientes y esas cosas). También tengo cierto gusto por historias que se mueven hacia adelante, en oposición al estilo "caja de misterio de Abrams" en el que la intriga está en cosas que ya pasaron y no te las cuentan (pongo como ejemplo The blacklist, con toda esa ambigüedad sobre el pasado de Reddington, aunque en este caso adoro la serie). Y pienso las historias también de esa manera.

Hay una herramienta famosa llamada "arma de Chekov": si hay un rifle en el primer acto, ese rifle tiene que ser disparado en el último acto. (Es un caso particular de la ley de conservación del detalle. Por ejemplo, en una serie de detectives como Elementary, cada vez que los personajes hablan de algún detalle aleatorio que parece no tener ninguna importancia al principio, uno sabe que va a tener importancia después, porque los guionistas no introducen elementos aleatorios, sin función.)
Pero otra que suelo utilizar se llama "arma de Schrödinger", que consiste en dejar en blanco parte de la vida de los personajes o de la historia del mundo ficticio, y le agrego cosas solamente si la historia lo necesita. Lo bueno es que mientras ese aspecto de la vida del personaje está indefinida, todavía puedo cambiarlo. Por eso no me molesto en inventar complejas biografías de mis personajes que después van a limitar las cosas que puedo hacer. Y además, ¿por qué agregar detalles que sean irrelevantes para la historia que estoy contando? Creo que hay un ideal muy extendido entre los aficionados a la narrativa, de tener que inventar un mundo y personajes con toda una historia previa (pero si era tan interesante esa historia, ¿por qué no contás esa en primer lugar?) por el que no estoy interesado. Aunque por cierto creo ese tipo de detalles, pero como posibilidades. Si les parece raro lo que digo, piénsese en Indiana Jones (no sabemos casi nada de ese tipo hasta la tercer película) o en Star Wars, que empieza en medio de un conflicto que no se clarifica demasiado, con personajes que se definen por sus acciones en la propia película. (Irónicamente Star Wars se convirtió en un universo elaborado que los aficionados toman como molde para inventar una narrativa.)

Espero haber propuesto algunos sub-temas de discusión. Salgo porque, desgraciadamente, tengo que estudiar.

Imagen de Underdragon

Gracias por vuestras respuestas, como cada viernes, tengo una nueva “pregunta del viernes”.

¡id a verla, pero seguid comentando!

Imagen de Gequibren
Yo pienso que es mejor tener una buena planificación y revisar todo varias veces porque sinó luego aparecen contradicciones y cosas absurdas como las que comenta VIMARA y lo peor aún... justificaciones muy rebuscadas para no hacer correcciones.

La inspiración viene de la memoria cultural de cada uno que ha ido adquiriendo a lo largo de toda la vida mediante comics, series, películas, videojuegos, novelas, historias, documentales, cuentos...

Y sobre la tercera pregunta, creo que es conveniente tener las dos cosas. Primero una idea general por donde avanzar y de vez en cuando incluir algún venazo, algo inesperado o visceral como tú dices, pero siempre intentando encajarlo de la mejor forma posible.

Salud !
--------------------
Comisiones, intercambios y colaboraciones ! https://linktr.ee/gequibren
Imagen de VIMARA
Para la trama creo que debe haber dos formas:

La buena que lo planificas todo, tomas apuntes y luego de que yas has pensado lo que va a suceder y dividido por cachos lo vas haciendo.

La mala que es por impulsos, tienes una vaga idea en la mente y vas desarrollandola cuando te da por ahí, buscas la información de algo que no controlas bien cuando te surge la duda (documentación, que debería estar en apuntes ya pero en este caso no lo está) y llegas al final lo mejor que puedes.

En ambos casos cuando acabas te toca releerlo y corregirlo para evitar fallos en la trama o errores chungos.

Por ejemplo  yo estaba leyendo una historia de fantasía de otro y dice que el muro de piedra del castillo medía 40 cm y le pregunté si se sostenía con magia. Me dijo que no y le dije que debía ser más grueso o se caía.

Eso sería un error de documentación, me ha contado otro escritor que estaba corrigiendo otra novela de fantasía de una chica que ponía que la princesa se bajaba por un canalón... Pega poco en edad media.

Otro error que he leído en otra historia sería de trama, cuando te equivocas y le cambias el nombre a uno de los protagonistas. 

Otro podría ser un muerto sigue vivo más adelante en la historia.

Una más que leí en un sitio de relatos era un astuto que tiraba una bomba nuclear en un lago desde su submarino para matar un monstruo acuático y luego sale triunfante.

Pues no, lo más probable es que palme por la radiación al instante y si consiguiese salir,  saldría muy perjudicado y con un cáncer de huevo enorme.

Se lo comenté y me dijo que era un recurso literario... Ya ya.

-----

Para la inspiración.

Pues lo que te apetezca contar en ese momento, a mi se me suelen ocurrirmuchas chorradas y no me resulta demasiado difícil empezar, aunque para otros debe ser complicado.

-----

La tercera pregunta está respondida en la primera.

Yo lo hago a las malas... Escritor brújula creo que lo llaman.
Que la suerte te acompañe.