Adam y la sangre eléctrica

¿No suele oírse que lo importante de un dibujo es la idea planteada?
Pues bien, aquí os propongo el triunfo de las clases marginales frente a la patética alta sociedad: un gran conflicto global separa a la civilización en los llamados 'Circos', sistemas políticos perfectos donde la entrada a cualquier persona testigo de la guerra sin recibir tratamiento está prohibida.  Esto relega al resto de la humanidad a simples animales que habitan las ruinas del antiguo mundo, siendo una de ellas este personaje que ha desarrollado una perfecta armonía entre el organismo humano y la corriente eléctrica.
Su baza es la venganza: recuerda, borrosamente, como de pequeño una máquina fue la culpable de la muerte de su padre. Ese día su sistema explotó liberando una incontrolable cantidad de energía, la cual casi puede matarle a él también, de no ser porque consigue aguantar la presión como puede.
Su objetivo es acabar no sólo con la máquina que mató a su padre, sino también con el enfermo sistema político completo. El nombre no es casual, 'Adam' es la forma inglesa de 'Adán', y si, podríamos entenderle como la nueva evolución lógica del hombre. Si alguien se cruza en su camino, más le vale correr: está cabreado, y tiene vendas para el dedo.