Ángel de café

Un experimento el que hice con este ángel de color. Y es que el color de su piel no está hecho con acuarela (como sí lo están las alas), sino con el poso de un cafecito de media tarde. Me encanta abrir mi bloc por esa página y oler el papel aún con el aroma del café untado con el pincel.